ODS 2 - Noviembre 2017 | Voluntarios Telefónica

ODS 2 - Noviembre 2017

¿Sabías que si cambiásemos pequeñas acciones en nuestro día a día, con ayuda de las instituciones, podríamos suministrar comida y generar ingresos para todos a través de la agricultura, la silvicultura y las piscifactorías? Tenemos los recursos para ello, pero, desgraciadamente, mientras lees esto, nuestros suelos y océanos están siendo devastados. Y por esta razón, 795 millones de personas (más del doble de la total población de EEUU) pasan hambre. Son datos abrumadores, pero más fáciles de cambiar de lo que imaginamos: si las mujeres agricultoras tuviesen el mismo acceso a los recursos que los hombres, el número de hambrientos se reduciría a 150 millones. Es hora de replantearnos cómo producimos, cómo vendemos y cómo consumimos nuestra comida. Porque este sector, junto al agrícola, son esenciales para nuestro desarrollo y para la eliminación del hambre.

Queremos provocar un cambio radical en el sistema de cultivo y producción del alimento que tanto necesitamos, si queremos alimentar de forma sostenible a los 2 billones más de personas que seremos en 2050. Queremos poner fin a todas las formas de malnutrición, asegurar la sostenibilidad de los sistemas de producción y duplicar la productividad e ingresos de productores alimentarios a pequeña escala. Queremos poner fin al hambre. ¿Te unes?

¿QUÉ PUEDO HACER YO?

15 TIPS PARA LOGRARLO

Cada vez que tiramos comida todavía en buen estado, debemos pensar en lo que se conseguiría con esos alimentos en otra parte del mundo. En países como España, casi un 50% de la comida termina siendo desechada, ¡un total de 7,7 millones de alimentos al año! Debemos evitarlos. ¿Por qué no intentamos desperdiciar el mínimo de comida posible?

Haz una buena planificación de las compras que vas a hacer para adquirir lo que realmente necesitas.

¿Conoces los Bancos de Alimentos? Son una opción estupenda: recogen los alimentos sobrantes de grandes empresas y los reparten entre comedores sociales.

Considera la opción de hacerte tú mismo voluntario en un comedor social. Es gratificante, sencillo, ¡y tremendamente divertido!

Planifica menús semanales para tu consumo. Te permitirá ahorros de hasta un 20% y te evitará muchos desperdicios.

Al hacer la compra, guarda los productos ordenados en el carrito: si aplastas ciertos alimentos, ¡los estarás enviando directamente a la basura!

En casa, etiqueta las carnes, pescados y otros alimentos con la fecha y el contenido para controlar sus tiempos idóneos de consumo. ¡Caducarán menos!

Infórmate acerca de las acciones de voluntariado en tu vecindario. Muchas urbes realizan actividades ciudadanas para repartir café y comida para personas sin hogar. Aprenderás que, a veces, las personas a las que ofrecer ayuda están más cerca de lo que te imaginas.

Al comer, sírvete una ración más moderada, para evitar que se quede comida en el plato. ¡Siempre se puede repetir!

Guarda las sobras de comida y embutidos en envases herméticos, los cuales prolongan su duración.

Siempre puedes colaborar con organizaciones de recogida de alimentos para comedores sociales. Dedicar una parte de tu compra semanal a productos que puedes donar es sencillo y tremendamente útil.

Utiliza un pelador en lugar de un cuchillo. Con este truco tan sencillo, aprovecharás una parte muy superior de las frutas y verduras.

Infórmate acerca de la Operación Kilo. En ciudades como Madrid, por ejemplo, se organizan periódicamente durante los fines de semana en centros comerciales. Puedes colaborar con alimentos, o como voluntario. ¡Necesitan la ayuda de un gran número de personas!

¿Has considerado la opción de hacer un donativo online al Banco de Alimentos? Llenar un carrito de la compra para personas que lo necesitan es tan fácil como hacer clic en la web y seleccionar el lote con la que quieres colaborar.

Cuando vayas al supermercado, compra frutas y verduras aunque no estén brillantes o tengan alguna mancha. Los productos silvestres no tienen el aspecto perfecto que solemos comprar. Evita que se tiren productos simplemente por no tener un aspecto de anuncio.

Pide la comida sobrante cuando vas a un restaurante. Es tu pequeño granito de arena para que los comercios tampoco tiren comida.

¿EN QUÉ ACTIVIDADES DE VOLUNTARIADO PUEDO PARTICIPAR?

¡Ayúdanos a cumplir las metas de este ODS!

Infórmate de las actividades disponibles en nuestro portal sobre este Objetivo de Desarrollo Sostenible

¿Cómo pueden contribuir las empresas?

Las organizaciones del sector privado juegan un papel importante para conseguir alcanzar este Objetivo, impulsando la investigación en tecnología agrícola, expandiendo prácticas sostenibles con los alimentos en sus cadenas de suministro e impactando de forma positiva en las comunidades en las que operen, para favorecer el acceso de la población a alimentos sanos y suficientes. Hay determinadas empresas cuyo núcleo de negocio está más directamente ligado a este Objetivo, como las del sector agrícola o las del sector de la alimentación.

No obstante, todas las empresas, independientemente de su sector, pueden tomar medidas.

1. Establecer programas de alimentación para empleados y a través de la cadena de suministro que incluyan alimentos sanos y nutritivos.

2. Disminuir el impacto medioambiental que tienen sus operaciones, para evitar crisis ambientales que repercutan en la nutrición de la población. La entidad se puede unir a iniciativas empresariales por el clima como #ComunidadPorElClima

3. Prácticas de agricultura sostenible: que las empresas del sector alimentario introduzcan en su cadena de suministro, especificando en todos los productos de la empresa la información nutricional correspondiente.

4. Combatir la malnutrición. Las empresas del sector farmacéutico, de alimentación o tecnológicas pueden crear productos y servicios para combatir la malnutrición.

5. Invertir en innovación y tecnología que posibiliten un mayor acceso a alimentos en los países en desarrollo. Por ejemplo, maquinaria para llevar a cabo procesos más eficientes y sostenibles.

6. Integrar los principios rectores sobre Empresas y Derechos Humanos, para evitar impactos negativos sobre los derechos humanos de las comunidades, especialmente sobre el derecho a la alimentación. La empresa puede animar al responsable en el área a realizar una formación en DDHH. Información sobre curso gratuito en DDHH

7. Proporcionar condiciones laborales dignas a los proveedores en países con legislaciones débiles. La empresa puede realizar un proyecto. La empresa puede formar a sus proveedores en ODS y desarrollo sostenible, impulsando su adhesión a los 10 Principios del Pacto Mundial de Naciones Unidas.

8. Impulsar el desarrollo local en los países donde opere, contando con agricultores o empresas locales como proveedores, mejorando los sistemas de riego y producción y proporcionando asistencia alimentaria a las comunidades.

9. Formar a empleados y proveedores en prácticas de producción y consumo sostenibles. Infórmate de cómo formar a tus proveedores

10. Reducir el desperdicio de alimentos.